Envejecimiento después de los 40 años: cómo prevenirlo y cuidarse

Aparentar 60 a los 40: ¿Qué Estamos Haciendo Mal? | www.comidayvida.com

El envejecimiento es un proceso natural que afecta a todos los seres vivos. Sin embargo, existen factores que pueden acelerar o retrasar este proceso, influyendo en la apariencia y la salud de las personas, pero es común aparentar 60 a los 40.

A partir de los 40 años, se empiezan a notar algunos cambios en el organismo, como la pérdida de elasticidad y firmeza de la piel, la aparición de arrugas y manchas, la disminución de la masa muscular y ósea, el aumento de peso, la reducción de la capacidad respiratoria y cardiovascular, entre otros.
Estos cambios pueden afectar la autoestima y la calidad de vida de las personas, por lo que es importante prevenirlos y cuidarse adecuadamente. Sigue leyendo…

A continuación, te doy algunos consejos para prevenir el envejecimiento prematuro y cuidar la piel, el cuerpo y la mente después de los 40 años:

Cuidado de la piel a los 40

La piel es el órgano más grande del cuerpo y el más expuesto a los agentes externos, como el sol, la contaminación, el estrés, el tabaco, etc. Para mantenerla joven y saludable, es necesario limpiarla, hidratarla y protegerla a diario, utilizando productos adecuados para cada tipo de piel y edad.

También se recomienda exfoliarla una o dos veces por semana, para eliminar las células muertas y mejorar la renovación celular ya que son las causas del aspecto envejecido.

Estilo de vida saludable

El estilo de vida influye en el envejecimiento de las personas, tanto a nivel físico como mental. Para prevenir el envejecimiento prematuro, se aconseja seguir una dieta equilibrada y variada, rica en frutas, verduras, cereales integrales, legumbres, pescado, frutos secos, etc., y baja en grasas saturadas, azúcares, sal, alcohol, etc.

Nutrición y envejecimiento

La alimentación debe aportar los nutrientes esenciales para el buen funcionamiento del organismo, como las proteínas, los carbohidratos, las grasas saludables, las vitaminas, los minerales, los antioxidantes, etc. Recuerda beber más de 2 litros de agua al día para eliminar las toxinas y actúa como antienvejecimiento.

Si quieres aprender un licuado antienvejecimiento, da clic aquí

Ejercicio y juventud

Existen muchos hábitos de cuidado personal como el ejercicio físico que es fundamental para mantener la salud y la juventud de las personas. El ejercicio ayuda a prevenir y combatir el sobrepeso, la obesidad, la diabetes, las enfermedades cardiovasculares, la osteoporosis, el deterioro cognitivo, la depresión, etc.

Además, el ejercicio mejora la circulación sanguínea, la oxigenación de los tejidos, la tonificación muscular, la flexibilidad, el equilibrio, la coordinación, la postura, la autoestima, etc.

Se recomienda practicar al menos 30 minutos de ejercicio moderado a intenso al día, combinando actividades aeróbicas, como caminar, correr, nadar, bailar, etc., con actividades de fuerza y resistencia, como levantar pesas, hacer abdominales, flexiones, etc. Yoga, pilates y tai-chi, son excelentes opciones.

La falta de alimentos frescos, de agua y de ejercicio producen envejecimiento porque tus células no reciben el oxígeno que estos le aportan y de ahí el envejecimiento.

Reducción del estrés

El estrés es uno de los principales enemigos de la juventud, ya que afecta negativamente al sistema inmunológico, al sistema nervioso, al sistema endocrino, al sistema digestivo, etc.

El estrés puede provocar problemas como el insomnio, la ansiedad, la depresión, la irritabilidad, la falta de concentración, la pérdida de memoria, la hipertensión, las úlceras, el envejecimiento celular, etc.

Para reducir el estrés, se aconseja adoptar hábitos de relajación, como la meditación, la respiración profunda, el masaje, la aromaterapia, la música, la lectura, etc.

Belleza a los 40

La belleza no solo depende de la apariencia física, sino también de la actitud, la personalidad, la confianza y la autoestima de las personas. A los 40 años, se puede lucir una belleza madura, elegante y natural, sin renunciar al estilo propio y a la expresión de la individualidad.

Para ello, se puede recurrir al maquillaje, al peinado, al vestuario, a los accesorios, etc., que realcen los rasgos más favorecedores y disimulen los menos atractivos. El maquillaje debe ser ligero, luminoso y armonioso, utilizando tonos suaves y neutros, que aporten frescura y vitalidad al rostro.

El peinado debe ser cómodo, práctico y acorde con la forma de la cara, el color y el tipo de cabello. El vestuario debe ser adecuado para cada ocasión, siguiendo las tendencias de la moda, pero sin perder la esencia personal.

Maquillaje y apariencia juvenil

El maquillaje produce arrugas, contiene químicos y deshidrata la piel, si decides usarlo, considera alternativas ecológicas. Si usarlo te ayuda a recuperar la confianza y apariencia ¡adelante!, pero te recomiendo buscar asesoría para usar los tonos que te favorecen más.

Consejos para parecer más joven

  • Además de seguir los consejos anteriores, existen algunos trucos que pueden ayudar a parecer más joven de lo que se es. Por ejemplo, se puede sonreír más a menudo, ya que la sonrisa transmite alegría, optimismo y simpatía, y hace que el rostro se vea más relajado y atractivo.
  • También se puede cuidar la postura corporal, manteniendo la espalda recta, los hombros hacia atrás y el pecho hacia delante, lo que da una sensación de seguridad, confianza y energía.
  • Asimismo, se puede cuidar la voz, evitando los tonos agudos, roncos o monótonos, y optando por una voz clara, suave y modulada, que refleje la personalidad y el estado de ánimo.
  • Mantén tu mente ocupada, aprende algo nuevo, lee, viaja, cambia el tipo de ejercicio que prácticas, esto contribuye a mejorar tu bienestar.

Envejecimiento después de los 40 años: cómo prevenirlo y cuidarse

El ejercicio físico ayuda a mantener la salud y la juventud de las personas.

Para concluir.

El envejecimiento es inevitable, pero se puede prevenir y cuidar de forma natural y saludable, siguiendo una serie de consejos y hábitos que mejoren la calidad de vida y la apariencia de las personas.

A los 40 años, se puede lucir una belleza madura, elegante y natural, sin renunciar al estilo propio y a la expresión de la individualidad. Lo más importante es sentirse bien con uno mismo y disfrutar de cada etapa de la vida.

También recuerda que lo que es afuera es adentro, nutre a tus células para que se refleje en tu exterior, un profesional de la nutrición te puede orientar.

¿Qué te pareció este contenido? Espero que te haya sido útil. Si deseas ayudar a otras personas, compártelo en tus redes sociales. Recuerda que todas las semanas estoy publicando nuevos contenidos sobre nutrición, ¡te espero por aquí pronto!

Recuerda que tu salud es lo MÁS importante que tienes, es hora de recuperarla…
 
Julia Osorio MSc CD DE
Nutrióloga clínica
Educadora en diabetes
Docente